Art Collector se recupera de su lesión y ahora sueña con el Preakness

El hijo de Bernardini dejó atrás la desafortunada lesión que lo dejó al margen del Kentucky Derby (G1) y de mantenerse así, apuntará al Preakness Stakes (G1), el cierre de la inusual temporada 2020 en los Estados Unidos.


 Photo: Coady Photography - Ignacio Pacheco A.
Photo: Coady Photography

Art Collector (Bernardini), uno de los buenos exponentes de la actual generación en los Estados Unidos, sigue en carrera rumbo al Preakness Stakes (G1) del 3 de octubre después de perderse el Kentucky Derby (G1) por una inoportuna lesión sufrida pocos días antes de la competencia.

El pensionista de Tommy Drury aprontó el sábado 800 metros junto a su jinete titular Brian Hernández Jr., cubriendo la distancia en 48.10 segundos sobre la arena del Skylight Training Center. El preparador dijo que el ejemplar viajará en los próximos días a Churchill Downs y trabajará en dicho reducto el fin de semana.

"Parece que ya está bien", dijo Drury. "Hizo un trabajo de mantenimiento y Brian (Hernández) lo sintió tan bueno como siempre. Mientras todo siga así, apostaremos por el Preakness, pero como siempre, dejaremos que él mismo nos lleve. Vamos a acomodarlo a Churchill Downs, nos aseguraremos de que esté cómodo y lo trabajaremos mil metros. De ese apronte va a depender su futuro".

Art Collector, quien estaba considerado como la segunda opción en el Derby detrás del favorito Tiz the Law, no participó en la Carrera de las Rosas luego de "alcanzarse" el talón de la mano izquierda durante un galope. Como consecuencia, el caballo necesitó ser tratado con antiinflamatorios y se perdió tres días de entrenamiento.

"Lo correcto era retirarlo", recuerda el preparador oriundo de Louisville. "Lo hice trotar el primer día y luego volvió a galopar. No era un problema realmente importante, pero sucedió en el peor momento. No había mucho que pudiéramos hacer en medio de la semana del Derby, considerando las reglas de medicación. Correrlo igual habría sido únicamente por una cuestión de ego".

"Al menos para mi, no se trata simplemente de correr por correr. Si hubiera sido un caballo de reclamo barato, seguro que podríamos haberlo arreglado para la carrera. Pero, ¿era eso lo correcto para el caballo? Absolutamente no. Ahora apuntamos al Preakness y queremos que el caballo se presente en su mejor condición. Además, su dueño ya dijo que está dispuesto a seguir corriéndolo el próximo año. ¿Por qué tendríamos que hacer algo estúpido en este momento?", sentenció Drury.



Related News


Most Viewed News (Last 7 days)