Carlos Heller: Entre la alegría y la rabia

Ni siquiera la incomodidad ante una pregunta sobre el doping sacó de sus casillas al presidente Carlos Heller quien pese a su molestia logró controlar la situación, más allá de las caras largas. El timonel de Blanco Encalada dejó varias frases para el bronce, las que desmitificamos para nuestros lectores. Se vienen desafíos trascendentes, como el XXXV Latino y el festival de Royal Ascot, meeting al que clasificó Cambridge. El personero recordó esos tiempos donde dejó toda la comodidad capitalina para trasladarse a vivir a Los Ángeles, en el sur de Chile.


 Foto: Rafael Reyes - Juan Antonio Torres
Carlos Heller Foto: Rafael Reyes

Las redes sociales arden. Unos por el dividendo que pagó el ganador de El Ensayo (98 pesos), que ni siquiera vale la pena comentarlo porque ahí no están los buenos hípicos, precisamente. También, porque se vanaglorian algunos de haber realizado preguntas en la conferencia de prensa que supuestamente el resto de los medios no realizan, sin mostrar un ápice de respeto por las canas. 


Curioso, por decir lo menos, porque para lanzar un juicio tan tajante primero tendrían que haberlos leído a todos y cada día. Y por años, incluso, debieron seguir a medios que ahora ya no existen, los que tuvieron su apogeo cuando no había internet. Eso sí que tiene valor, haber ejercido cuando no existían los adelantos de hoy. En resumidas cuentas, ellos no han descubierto la pólvora, que les quede claro. Además, siempre tendrá mucho valor la forma, tanto como el fondo. Que no se olvide eso igualmente. 

Según el ejecutivo de Mega presente en la conferencia de prensa, medio millón de personas vieron la carrera por televisión, considerado un gran rating. Qué porcentaje de esos televidentes se convertirán en nuevos hípicos desde ese viernes 2 de Noviembre, sólo el tiempo lo dirá. Lo que sí enfatizó a su lado el presidente de la centenaria entidad, es sobre la importancia de captar nuevos clientes, trabajando fuerte para eso en la plana directiva que encabeza. En la fiesta de El Ensayo-Day se jugaron casi 1500 millones de pesos, mientras que para la prueba central se recaudaron unos 140 millones. 

"Estamos muy contentos que en nuestra fiesta más importante el Club Hípico haya estado repleto, agradeciendo la cobertura de Mega y la difusión de todos los medios. Es nuestra responsabilidad atraer a la familia a la hípica, para que esta linda actividad se siga manteniendo a futuro. Este gran día nos brinda optimismo para el nuevo latino que tendremos la misión de organizar, después de ocho años, recordando que el del año 2010 fue todo un éxito". 

Fue doble la misión de Carlos Heller en su encuentro con los medios, porque por un lado tuvo que referirse al evento como el mandamás del reducto, pero también tiene que ver con el caballo triunfador. Una postal que se repite reunión a reunión y que genera molestia en no pocos, algo de lo que reconoció estar al tanto. 

"Por ahí la gente reacciona con envidia y amargura cuando uno gana. Hay otra más cariñosa, pero en las redes sociales hay una odiosidad que afecta en lo personal y familiar. Uno debe saber separar y por eso rescato a la gente buena. ¡¡¡Nosotros somos honrados!!! Esto es fruto de muchos años de esfuerzo. Acá en la hípica no se gana plata, eso ténganlo claro. Hemos invertido tiempo, trabajo y dinero en el haras desde hace muchos años y no siempre se tienen estos resultados, hasta que trajimos a los mejores potros. Ahí cambió todo, contando hoy con dos caballos en las Breeders´, un orgullo para nosotros, dejándonos claro que cuando hay pasión los resultados tienen que llegar. Esto viene de familia, por mi abuelo y mi madre. Tal vez las siguientes generaciones no sean hípicas y eso preocupa. Piensen que nosotros nos fuimos a vivir a Los Ángeles. Yo estaba en Falabella a los 26 años y me fui al campo a criar caballos, a ese nivel la pasión. Pero el mundo ha cambiado. La tecnología es otra y debemos adaptarnos".

Noviembre 8, 2018, Chile
Juan Antonio Torres

Noticias relacionadas


Noticias más vistas